Ventajas y desventajas del acero inoxidable

Antaño solamente utilizado en cocinas profesionales de restaurantes, cada vez es más usado en las de nuestras casas. Sin embargo, no obedece a meros caprichos del mercado, sino a que conlleva una serie de ventajas (y también desventajas) que no encontramos en otros materiales. ¿Quieres saber cuáles son los motivos por los que otros materiales han ido siendo relegados de nuestras cocinas? Te lo contamos.

 

Ventajas:

Destacan por su resistencia y durabilidad

Está claro que para poder sobrevivir a las actividades diarias de cualquier cocina, tenía que tener estas características. Manchas, altas temperaturas, golpes… todo es resistido estoicamente por el acero inoxidable. Además, si las tratamos adecuadamente, nos pueden durar muchos años en perfecto estado.

Cuestión de diseño

Por otro lado, no se puede negar que este material proporciona a nuestras cocinas un aspecto sumamente elegante a la vez que cuidado. Incluso puede personalizarse de forma más fácil que otros materiales (en principio) más manejables. También aportan sensación de amplitud al reflejar la luz.

 

Desventajas

Fácil de arañar

Es complicada que consigas mantener durante años tu encimera impoluta de cualquier arañazo, no obstante, se integran perfectamente sin que destaquen demasiado y compensa por su otras múltiples características.

No es del gusto de todos

Especialmente de personas que trabajar con frecuencia con él, como personal sanitario o hostelero. Es un material un tanto frío que, si lo usas en tu entorno profesional, es posible que no te apetezca trasladarlo a tu hogar.

Una vez expuesto pros y contras del acero inoxidable en tu cocina, la decisión es tuya.

Consulta todas las opciones que Muebles León te ofrece para comprar tu cocina en Sevilla. Llama al 955 72 41 02 o envía un mail a info@fabricamueblesleon.com. Nuestro equipo especialista en diseño de cocinas estará encantado de atenderle.

 

 

 

Ir a la barra de herramientas